ERIZONTE. Los caprichos de Goya

“Los caprichos de Goya” es una suite compuesta por Erizonte, basada en los famosos aguafuertes de Goya, que se sitúa en un punto entre la vanguardia ambient, la música de corte académico (clásica) y las texturas electroacústicas.
Erizonte-caprichos-de-goya-cabecera-2

Erizonte-portada-los-caprichos-de-goyaLos caprichos de Goya (Munster Records, 2015) es una suite dividida en siete partes (de unos 40 minutos de duración) compuesta por Julián Sanz, arreglada y producida por Scud Hero, y montada en escena —música, vídeo y danza en directo— en Berlín y en Madrid por Erizonte, nombre bajo el que se identifica este proyecto multidisciplinar.

La música se inspira en la serie de aguafuertes que realizó Francisco de Goya conocida como Los caprichos.

La obra es un encargo para ambientar la exposición de los grabados en la Pinacoteca Nacional de Lituania. Se sitúa en un punto entre la vanguardia ambient, la música de corte académico (clásica) y las texturas electroacústicas.

Al tratarse de una especie de banda sonora el desarrollo de los motivos resulta muy cinemático y visita registros que van de la progresión de pesadilla aflamencada de “El sueño de la razón produce monstruos”, el dramatismo tipo Angelo Badalamenti de “Nadie se conoce”, los bajos remueve-estómagos de “Devota profesión”, el espíritu aventurero como de videojuego de “Tal para cual”, los brotes psicóticos y malignos de “Linda maestra”, el punto de luz de “Volavérunt” o el pasaje paranormal al final de “¡Bravísimo!”.

Editado en una serie de sólo 50 copias en vinilo con CD incluido y un facsímil del grabado “El sueño de la razón produce monstruos” hecho en Calcografía Nacional a partir del original, Los caprichos de Goya de Erizonte es un álbum que podría ser un sueño bizarro, de sombras acechantes y cierto magnetismo sombrío.

Como los grabados de Goya, la música refleja zonas oscuras de la mente, plasma figuras deformes, en ella habitan personajes grotescos e inquietantes.

Por momentos atrapante, a veces retórico, la suite por momentos flaquea al presentar una sonoridad de bajo perfil tipo midi que le hace perder profundidad, atractivo. Aún así se trata de un trabajo interesante y lo suficientemente diferente y personal como para poder atraer la atención de todos aquellos escuchas ávidos de experiencias vinculadas a la electroacústica contemporánea.

Sin comentarios... aún

Deja un comentario

*

*

336x280ad

Relacionado con

Suscríbete al boletín de LVÚ

Cada mes tendrás en tu correo electrónico un boletín con el resumen de lo más destacado de La Vida Útil. Si luego te arrepientes, darte de baja es muy fácil.
* = campo obligatorio